Escalada bélica

Si Estados Unidos no detiene la escalada bélica de Israel, el Medio Oriente está supuesto a arder por los cuatro costados en el más breve plazo.

Además del genocidio que ejecuta en la franja de Gaza se ha dado cuenta de que el Gobierno israelí prepara una guerra contra Líbano.

Es una confrontación que nadie quiere, pero que se considera inevitable por la presencia en territorio libanés de la milicia Hezbollah.

Desde ya los expertos han advertido que la guerra sería la más destructiva de las experimentadas por cualquiera de las partes.

La naturaleza de los armamentos dispara el pánico sobre la guerra que se anticipa, que por demás se propagaría como reguero de pólvora a otros territorios.

Tras el genocidio de Israel en Gaza en respuesta a los atentados del grupo terrorista Hamás poco ha faltado para que la zona se convierta en un polvorín.

Por ser la única potencia que ejerce cierta autoridad ante el Gobierno de Benjamín Netanyahu solo Estados Unidos puede evitar una escalada bélica que además de miles muertos y elevadísimos daños materiales altere la paz mundial. El presidente Joe Biden tiene en sus manos prevenir la conflagración.

Ir a la fuente
Author: El Nacional